El paradigma Messi…

ESPAÑA-FÚTBOL-LIGA PRIMERA DIVISIÓNDespués del referéndum práctico acontecido este fin de semana ante el Mallorca, donde se pudo comprobar que la capacidad goleadora del equipo no esta reñida con la ausencia de Messi en la cancha, se reabre el debate de si debe el argentino forzar para el partido ante el PSG de este miércoles.

Para nadie es un secreto el peso específico que tiene Leo en el juego y el ataque del Barsa, pero se ha vuelto a demostrar que hay vida más allá de él, y que los goles llegarán producto del juego del equipo independientemente de su presencia. El discurso de la Messi-dependencia no es tal, y solo se sustenta en el fanatismo destructivo de algunos forofos. Solo “vira” de forma interesada cuando lo que toca es atacar al argentino, para concluir que solo hace lo que hace debido a que el equipo juega para él.

Ambos extremos son bufonadas más cercanas al vodevil que al fútbol, pero se resisten a abandonar las tertulias futboleras debido a la falta de imaginación y a la falta de fútbol en las mismas. La realidad es que el ecosistema blaugrana produce abundante cantidad de ocasiones de gol en cada partido, generalmente, y que siendo Leo el máximo depredador existente en las canchas de juego, es normal que acumule esos números estratosféricos. Pero ello no indica de ninguna manera, que sea el único que pueda aprovecharlas. Es evidente que por su genio y calidad no exista otro como él a la hora de definir, y que en el Barsa es el que corta el bacalao de la delantera, para eso es el mejor del mundo.

A los que preguntan que porque el resto de jugadores culés no marcan tanto como él, o le acusan de acaparar oportunidades y demás bufonadas, se les escapa la cuasi-imposibilidad de la convivencia de muchos “gallos” en el mismo corral, para ello siempre es necesario que alguno baje la cabeza. Y ante la evidencia teórica y práctica de la supremacía del argentino, el resto ceden palmos de protagonismo en aras del bien común. Y esto no es ni bueno ni malo, sencillamente es. No tiene nada que ver con las teorías vacuas de dictaduras en el juego o demás paparruchadas, solo es consecuencia de lo que son capaces de hacer en la cancha.

Ausente Messi del once, se sacan las cuantas de la lechera y se aduce que el equipo pierde potencial ofensivo. Eso es cierto y falso al mismo tiempo. Y me explico, jugadores como Cesc, Villa o Alexis, ven mermadas en cierta medida sus opciones de gol debido a la presencia de Leo en la cancha, por una sencilla razón de especialización, en este apartado el elegido debido a su capacidad y acierto para ser el definidor por excelencia del equipo es él. Por lo tanto la mayoría de las oportunidades pasan por sus piernas, el código cambia en su ausencia.

No existe en la plantilla, en realidad en ningún otro equipo de este planeta, alguien con su capacidad definidora. Pero si que hay grandes definidores y gente con el gol en las venas, que ceden protagonismo en función del juego colectivo. Eso si, entre ellos y el resto no existe la abismal diferencia que existe entre Messi y los demás, por lo cual el reparto de oportunidades es más equitativo. Se evidencio ante el Mallorca con la “aparente” facilidad goleadora de Cesc y Alexis, que teniendo más amplitud de movimientos y mayor carga de oportunidades se reconciliaron con el gol, y de paso con algunos de sus críticos.

No faltara quien diga que porque no se hace así el resto del tiempo, y que Leo perjudica a sus compañeros. Y yo les respondería con una analogía: Todos queremos un Ferrari, el “cochazo” por excelencia. Por fama, glamour, tecnología, velocidad y potencia no tiene parangón a nivel mundial, a pesar de existir otras marcas muy afamadas. Pero teniendo uno en el garaje ¿a alguien se le ocurre “caparlo” para que no corra tanto? Al que se le ocurriera algo así, sería quemado en la hoguera por hereje. Pues es lo mismo que ocurre con Leo Messi, teniendo al mejor de los mejores lo lógico y coherente es explotar esa ventaja. No es coherente tener a Leo en la cancha y arrinconarle o frenar su potencial, todo lo contrario, se intenta potenciar su voracidad y capacidad goleadora.

Por lo menos ante la ausencia de otro delantero que por lo menos se pueda sujetar a su estela. Si al final termina aterrizando en el club el brasileño Neymar y sus prestaciones son realmente las que se le avizoran, extremo que aún esta por demostrar, seguramente y por necesidad, lo antes expuesto cambiaria. Pero ante la ausencia de un jugador similar, no existe debate o excusa posible, ni dentro de la plantilla ni de la lógica.Barcelona vs Mallorca

“...El discurso de la Messi-dependencia no es tal...”

Faltado Leo, es evidente que se pierde ese chispazo de genialidad que solo esta a su alcance, eso de inventar en medio segundo y en un cuarto de baldosa una jugada sideral, no será posible. Pero por el contrario, las oportunidades seguirán estando ahí, generadas por el juego del equipo. Y los otros jugadores deberán dar un paso adelante para sacarles partido ¿Alguien duda realmente de la capacidad goleadora de Villa, Pedro, Cesc y alguno más, contando con el añadido de más oportunidades de remate? ¿No se ha demostrado mil veces que tienen el gol dentro? Pues eso es precisamente lo que sucederá en su ausencia, las oportunidades que por su capacidad se le reservan a Leo serán distribuidas entre el resto de atacantes y si bien ninguno es el argentino, tampoco se les pide eso, solo que le saquen partido a su cuota extra.

La eliminatoria no esta decidida, pero la tenemos de cara. El PSG es un equipo temible, pero tampoco tiene la envergadura del Bayer ni el peso emotivo del Real, y si bien habrá que tener los cinco sentidos totalmente afinados durante el juego, no veo obligatorio arriesgar innecesariamente con la presencia de la “pulga”, de no ser estrictamente obligatorio. Estando en “mínimos” para jugar, preferiría dejarle en el banquillo bien protegido, y solo si es necesario un revulsivo de emergencia darle salida a la cancha.

Es un sencillo ejercicio de sopesar los riesgos, con lo antes expuesto yo tengo meridianamente claro que hay potencia goleadora para finiquitar el encuentro. Pero todos los partidos se pueden torcer, por una causa u otra, y para eso me reservo la carta ganadora del argentino. Arriesgar con él desde el principio me parece innecesario, sobre todo teniendo en cuanta que las semifinales están a la vuelta de la esquina y que allí el “peor” de los rivales será significativamente mejor que éste, por unas razones u otras. Y una recaída o un agravamiento de la lesión de Leo, si podría ser mucho más dolosa que ahora.

Seguro que habrá quien piense diferente, y casi todas las razones son validas. Razones “reales” me refiero. Pero hay que recordar que a Tito no se le pide gestionar solamente un partido, sino toda una temporada. Y necesariamente hay que sopesar todos los condicionantes y las alternativas posibles. Pueden decirme que de nada nos vale tener sano a Leo si nos eliminan de la Champions, pero eso solo se justificaría si realmente no hubiera alternativas de cara a gol. O si fuera necesaria una remontada como frente al Milán. Se vio el sábado que eso no es así, y no tiene que ver el nivel del oponente, porque las oportunidades se generaran sea quien sea el rival, más o menos, pero ahí estarán.

Otra cosa distinta es el puzzle defensivo que le toca armar a Vilanova, ahí por desconocimiento real del estado de los jugadores y del planteamiento de partida, prefiero no especular con ello. No me parece adecuado un análisis ante la falta de datos más fiables de los que poseemos. Pero ciertamente que la tarea de armar la defensa se me antoja complicada dado el panorama de lesiones.

Para solventar todas estas incógnitas apenas faltan dos días y nos espera un gran partido de fútbol, ya que no espero a un rival encerrado a cal y canto en su portería, ni mucho menos. Los franceses son conscientes que tienen sus posibilidades e intentaran sacarle el mejor provecho, pero eso pasara con o sin Leo en la cancha.

¿Y vosotros lo haríais jugar?

 

"El fútbol es ante todo un juego"  Enzo Bearzot

“No quiero ser una estrella; prefiero ser un buen ejemplo para los niños” Z. Zidane

“He sudado más en el banquillo que algunos en el campo” Benjamín Toshack

 

Weed

5 comentarios:

Míguel Ángel dijo...

Gran Weed

Para mi es pronto para saber que tal funciona el equipo sin Messi.

Contra el Mallorca no es suficiente, ya que hablamos de uno de los equipos más flojos de la Liga y que muy probablemente acabe por descender a segunda.

Yo dejaría a Messi en el banquillo y si la cosa se tuerce o el arbitro nos lo pone chungo pues lo sacaría la última media hora.

En cuanto a la defensa, será cuestión de atacar y presionar bien.

Saludos crack.

Paco Vivas dijo...

Yo, sinceramente preferiría tener a Cristiano. Eso es un futbolista con categoría y glamour. Para lo demás Master Card. Mu bueno Nacho, mu bueno.

Weed l dijo...

M.A

Hombre pongo el ejemplo del Mallorca por ser el más reciente.... pero se ha demostrado en más ocasiones, no demasiadas porque Leo se pierde pocos partidos..

Yo de entrada no le meteria, lo tengo muy claro, luego según se vea...

Y la defensa... pues a lo Pep si estamos flojos atras.... atacaremos mas....

saluts

Weed l dijo...

paco....

Yo empiezo a sospechar que eres un madridista camuflado jajajjajaja

Anita dijo...

La duda es falsa. Si está bien, que juegue. Si no está, que no. Simple. Creo que lo han sacado para resguardarlo, él sabe que a la menor cosilla que sienta, debe pedir cambio. Y así lo hizo. No es un kamikaze, gracias al cielo.
En relacipon a mañana...
Nada de "ponerlo en caso de necesidad" porque entonces, estaríamos forzando aún más el riesgo de empeorar. Si no estaba ok para jugar sin presión, menos lo estaría para hacerlo con presión...

:) Un abrazo, feliz por saber que el equipo con o sin Leo, responde!

NOS INTERESA MUCHO LO QUE OPINAS DE ESTE ARTÍCULO, DEJA TÚ COMENTARIO, SIEMPRE QUE NO SEA UN INSULTO O DESCALIFICACIÓN, MUCHAS GRACIAS!!
Para insertar imagenes: [img]URL de la imagen[/img]